Skip to content

APUNTES SOBRE EL PLENO DEL MES DE DICIEMBRE

22 Desembre 2013

Este pleno se celebró el lunes 9. Los puntos más importantes fueron:

PRESUPUESTO MUNICIPAL PARA EL AÑO 2014

Durante más de un mes desde la coalición mantuvimos diversos contactos con asociaciones de vecinos, asociaciones sectoriales y personas sin vinculación a ninguna asociación. De estas reuniones recogimos diferentes propuestas, que nos sirvieron para negociar nuestras aportaciones a los presupuestos.

Estas aportaciones se basan en dos ejes: políticas sociales y actuaciones en los barrios. En cuanto a las políticas sociales hemos conseguido incrementar la partida destinada a becas para libros y a becas comedor. También hemos conseguido que tod@s l@s niñ@s escolarizados en Lloret tengan una comida digna al día, subvencionando el Ayuntamiento el 100% de la beca comedor para aquellas familias más desfavorecidas; así como combatir la pobreza energética, pagando el Ayuntamiento los recibos de luz y gas a aquellas familias que no pueden hacer frente a este gasto. También hemos conseguido aumentar la partida destinada a juventud con el objetivo de poner en marcha el plan local de juventud. También se ha conseguido que dentro de los cursos de formación se ofrezcan aquellos relacionados con oficios tradicionales, con el objetivo de diversificarlos.

En cuanto a obras, hemos conseguido actuaciones en diferentes barrios, redacción de proyectos para ponerlos en marcha en el 2015, en colaboración con las diferentes asociaciones de vecinos. También hemos conseguido que se incluya la reparación de diferentes centros cívicos que presentan deficiencias. Se ha asignado una partida en los presupuestos destinada a medidas de ahorro energético en las instalaciones municipales.

Ante la actitud positiva y encaminada a intentar solucionar los problemas de las personas que vivimos en Lloret, nos encontramos con la falta de objetivos del PP y el Millor. Ni tan siquiera se habían leído las enmiendas que se presentaron horas antes del pleno. A falta de diálogo y propuestas, descalificaciones y malos modos.

Tanto el PP como el Millor votaron en contra de las becas comedor y de libros, en contra de que todos los niños tengan, como mínimo, una comida en condiciones, en contra de acabar con la pobreza energética y de las diferentes actuaciones en los barrios. Estos sólo piensan en sus intereses personales y empresariales, el resto no les importa nada, se excusan en las dificultades de las personas para intentar paralizar las acciones políticas con sentido y dirigidas a la mayoría de la población.

MODIFICACIÓN DE CRÉDITO.

Esta era la primera modificación que se llevaba al plenario. Los cambios de partidas se pueden resumir en la aceptación de una subvención de 600.000€, el incremento del gasto de luz en el edificio socio-cultural y el aumento de los gastos en el mantenimiento de la piscina. Lo positivo de esta modificación es la recepción de la subvención, lo negativo es la falta de control en el gasto de la luz en la casa de la cultura, que también incluye el casal de la gent gran, la escuela de adultos, las dependencias de bienestar social. La postura del PP y el Millor fue la de rechazar la modificación, es decir la de no pagar el consumo de luz de esta instalación y por lo tanto facilitar que se le corte el suministro eléctrico, por ejemplo, al casal de la gent gran. Nosotros nos abstuvimos después de hacer una crítica al descontrol en estos consumos.

ALEGACIÓN A LAS ORDENANZAS FISCALES 2014.

Esta alegación la presentó el casino Costa Brava y consiste, básicamente, en añadir un apartado en el impuesto de actividades económicas, este impuesto lo pagan las empresas que facturan más de 1 millón de euros al año, que permita bonificar hasta en un 95% la cantidad a pagar, es decir, perdonar el impuesto a las grandes empresas.

Nuestro razonamiento se basó en la distribución de la riqueza en este país: los ricos son cada vez más ricos y los pobres son cada vez más pobres; la participación de los trabajadores en el Producto Interior Bruto del país ha bajado de un 72% a menos de la mitad, aumentando en la misma proporción la participación de los beneficios empresariales. Con la bonificación de este impuesto seguimos en la línea neoliberal de favorecer a los que más tienen y hacer que solo paguen impuestos los que menos tienen. No nos sorprendió la defensa que de esta exención hizo el Millor, defendiendo que los que más tienen no paguen impuestos, con la excusa de que así se lograrían mantener los puestos de trabajo, es decir, la teoría del chantaje o del miedo: o me rebajas los impuestos o me voy. Primero empezaron con el chantaje del paro y ahora también añaden la del perdón de los impuestos. Las cosas empiezan a ponerse en su sitio: las posturas populistas recubiertas de justicia se reconvierten en la defensa de los privilegios de unos pocos. Sólo el Millor votó a favor de esta alegación es decir, de perdonar impuestos a los más ricos.

MOCIÓN PARA ESTUDIAR LA MANCOMUNACIÓN DEL TRANSPORTE PÚBLICO DE LOS MUNICIPIOS DE LLORET Y BLANES.

Esta moción la presentamos nosotros. La mayoría de los desplazamientos de las personas que vivimos en Lloret y Blanes los realizamos entre estas poblaciones. Las dos ciudades, tomadas separadamente, no tienen la obligación de tener un transporte urbano. Con la mancomunación de este servicio creemos que se abarataría el coste y se daría una mejor cobertura y se integrarían líneas y precios. La moción en sí lo que pide es crear una comisión de estudio, formada por técnicos y políticos de los dos ayuntamientos, para estudiar la posibilidad de mancomunar el transporte urbano. Todos los grupos políticos, excepto el Millor, apoyaron esta acción. Como hemos dicho antes sólo el Millor se abstuvo y con una argumentación tan peregrina como inconsistente: que si lo ideal era rescatar la concesión, lo que no nos dijo es lo que nos costaría, que si la Generalitat defendería a la concesionaria de la línea interurbana que es la misma que tiene las concesiones de Lloret y Blanes… En la actualidad si una persona de Blanes quiere ir al barrio del Rieral en autobús tiene que subir en la línea interurbana, parar en la estación de autobuses de Lloret y enlazar con un autobús de la línea urbana de Lloret. Por cada pasajero que pasa por la estación de autobuses de Lloret el concesionario paga 15 céntimos de euro a la empresa que gestiona dicha estación. Lo que no se atrevió a decir es que si se consigue mancomunar el transporte urbano, también habría una modificación sustancial de las líneas y, posiblemente, la mayoría de los viajeros no tendrían que pasar por la estación de autobuses de Lloret, y no pagarían los 15 céntimos, y lo que tampoco se dijo es que el portavoz de esta formación política es accionista de la empresa que gestiona la estación de autobuses de Lloret y por lo tanto su cuenta corriente se vería afectada. A parte de que las posturas populistas recubiertas de justicia se reconvierten en la defensa de los privilegios de unos pocos, ahora vemos que la defensa se encarniza cuando afecta al bolsillo del político de turno, sin importarle lo más mínimo el bolsillo del ciudadano, que como mínimo se ahorraría 15 céntimos de euro en cada viaje. La moción se aprobó con la abstención del Millor, para su gloria personal.

Els comentaris estan tancats.

%d bloggers like this: